Re - nacer

Hermoso
como la espiga
de la que brota la vida
como el simiente
del que nuestro anhelo se desprende
bello a mis labios ,
a mi lengua hambrienta,
a mi flor dispuesta a recibirle
nuestro desde el principio
en comunion especial
ambos hacemos de el
una torre fuerte,
un conquistador de fuego

Quiero bañarle
con el jugo de mi entraña
vestirlo de mi intimo abrazo
en mi sentirlo crecer,
hacerlo llorar de tanto amar
explosion de sexo
y amor rebosados
2 comentarios

Entradas más populares de este blog

Viernes el lado Oscuro de la independencia y sus heroes

Viernes oscuro: Embarazo Adolescente