Sapiencia

Suave,
húmedo,
ligero,
creas nuevos senderos,
desbordada corriente.

Dulce,
salado,
percibes más allá,
en lo profundo
en la oculta gruta

sonidos nuevos
a tu llegada nacen.

Cubres,
exploras,
lames,
sorbes el libido que explota,
la dermis púrpura rosa que espera
perfumando el gemido,

el grito.

Hurgas,
sorbes,
explorador del umbral que anhelas
prendido a mi sombra galopas,
camino desaforado a tu arribo,
¡Despierta!

Sumergido,
saciado,
en espasmos me desnudas,
desfallezco poseída por tu voraz caricia,
lengua,
¡Lengua que sabía eres!

A Eros y a Cabeto
Maestros de la seducción y el gozo…
14 comentarios

Entradas más populares de este blog

Viernes el lado Oscuro de la independencia y sus heroes

Viernes oscuro: Embarazo Adolescente