Lluvia de Octubre (Grillos)

No hay quien los observe, silenciosos, temporeros, realizan su faena, después de la lluvia aumentan, se apiñan, mezclados entre verde y flores, entre amarillo y follaje, son paisaje menospreciado pero necesario tras la borrasca que de verde sembró la tierra, los observo sin intervenir... ¡Miren, me han regalado una sonrisa!



1 comentario

Entradas más populares de este blog

Viernes el lado Oscuro de la independencia y sus heroes

Viernes oscuro: Embarazo Adolescente