Lunes positivo - Los Celos








Hoy el Productor y el Reverendo nos hablan de este peliagudo tema .... Los Celos:


Los celos son una respuesta emocional compleja y perturbadora, que surge cuando una persona percibe una amenaza hacia algo que considera como propio. Comúnmente se denomina así a la sospecha o inquietud ante la posibilidad de que la persona amada nos reste atención en favor de otra. También se conoce así, al sentimiento de envidia hacia el éxito o posesión de otra persona.
Patología
La psicología actual explica que los celos son la respuesta natural ante la amenaza de perder una relación interpersonal importante para la persona celosa. Los celos parecen estar presentes en todas las personas, indistintamente de su condición socio-económica o forma de crianza y manifestarse en personalidades que aparentemente parecían seguras de sí mismas. Una característica que parece destacarse en las personas celosas es tener rasgos de egoísmo. Los celos también tienen relación con la vergüenza que es una respuesta natural del organismo. Muchas de ellas, una vez que los padecen, se sorprenden de si mismas ya que ni siquiera sospechaban que los padecieran. Los celos pueden ser sanos cuando lo que se demanda es algo que se debe hacer sobre una base de equidad en la pareja; sin embargo acudir a este tipo de conducta refleja carencias personales muy profundas.
Celos, obra de Julio Romero de Torres (1920).
El celo carnal se expresa cuando se hacen demandas inapropiadas y cuando ejercen sentimientos enfermizos porque las demandas no son satisfechas. Este sentimiento refleja una cierta inseguridad emocional por perder dominio o sentir menoscabo en una relación interpersonal. Los celos se manifiestan ante la aparición de una situación o persona que el yo-interno clasifica como mucho más dominante y competitiva. Los celos provocan que el sujeto que los padece, se sienta vulnerado y ejerza un sobredominio de la persona objeto del celo, atrapándola en una red de cirscuntancias opresivas tales como privarla de la libertad, aislarla, seguirla al trabajo, revisar sus relaciones externas, buscar una evidencia de traición etc.1
Además de las circunstancias causadas por el libre albedrío que todo el mundo tiene, es la cuestión principal de los celos de origen psicológico. Los estudios de Egene W. Mathes, de la Western Illinois University, quien realizó experimentos de campo para comprobar las hipótesis de Greg White respecto a los celos, la persona "celosa" (A) siente celos en su relación con la persona "celada" (B) al aparecer el "intruso" (C) - que puede ser otra persona o circunstancia - debido a dos razones fundamentales:
1.   la pérdida de la relación representaría la pérdida de las recompensas y beneficios que dicha relación reportaba: la persona celosa ya no podrá compartir momentos de buena calidad o gratos con la persona celada: ya no conversarán, jugarán, o dormirán juntas, por ejemplo.
2.   la pérdida merma la seguridad en sí mismo o autoestima: para la persona celosa (A), la persona celada (B) habría de elegir entre ella (A) y el "intruso" (C) y habría optado por el último (C), lo que sugeriría que (C) es más importante o mejor que (A).
Este "intruso" (C) puede ser otra persona (por ejemplo el nacimiento de un nuevo hermano en el contexto familiar), o alguna situación externa (por ejemplo cuando la esposa ingresa a trabajar por primera vez y dedica menos tiempo al hogar, o surge una buena amistad a (B).
Esta situación entre (A) y (B) puede ser creada también por el entorno de trabajo, amistades o familia, aunque no tengan un interés directo en la relación entre ambos (envidia).
Frecuentemente cuando hablamos de personas celosas nos encontramos un perfil definido por la pasión, la ansiedad, el neuroticismo e incluso algo de sadomasoquismo. Estas personas tienen un profundo sentimiento de abandono, que la otra persona se ha reído de ellos y sus sentimientos, que los han utilizado …todo esto les puede llevar del amor al odio en cuestión de segundos y el objeto de su amor pasa a ser el objeto de su actual odio. Cuando se llega a esta situación es cuando se pueden producir las agresiones físicas y psicológicas
Celos patológicos
Glenn Ford caracteriza a un hombre dominado por los celos en el film Gilda con Rita Hayworth
Los celos mal llevados al extremo constituyen una patología fuertemente autodestructiva; el sujeto que padece esta enfermedad "vive" en un estado de infelicidad, en función de sus miedos y sospechas de engaño, muchas veces completamente infundados y prácticamente no acepta otra condición de verdad que no sean las evidencias que confirman su inseguridad en la relación. Los celos patológicos pueden manifestarse indistintamente en hombres o mujeres.
Los celos causan mucha angustia e infelicidad y aún provocar el daño al ser objeto del celo, incluso hasta provocar una respuesta física de agresión desmedida terminando, en la reclusión (secuestro), en el asesinato o agresión física.2 Este nivel de celo es muy difícil de curar y las personas que lo padecen tienen grandes posibilidades de llegar a situaciones extremas si no se someten a un especialista. Existen países como España que han tomado medidas en el asunto debido a la gran cantidad de casos de violencia doméstica causada por los celos. La cura está basada en la recuperación de la confianza en la relación de pareja y de la seguridad de si mismo reconociendo el espacio vital que toda pareja debe tener y que no debe ser invadido por el otro.3 La prevención está relacionada con el aprendizaje durante la infancia de los valores de la tolerancia, el respeto y el reconocimiento de los derechos del otro. Además también pueden prevenirlos una buena comunicación en la pareja. Una vez desarrollados los celos, la terapia psicológica puede ser muy útil si es que no hay una patología subyacente, como el alcoholismo. Si hay una patología subyacente, la terapia psicológica debe abordarla. En los casos de delirio, el enfoque es farmacológico.4
Tipos de celos
·         Celos de confraternidad: son los llamados celos de un hijo que va a tener un hermanito, al cual enfocan toda su atención sus padres, lo cual causa mucha incomodidad en el infante que ha estado acostumbrado a recibir el cariño sólo a él y será cuestión de tiempo para que acepte que su hermano y él obtendrán el mismo cariño; pero en ocasiones esos celos perduran hasta la adolescencia e incluso hasta la edad adulta y aquí se presenta un tipo de celos más cercano al odio, que puede conducir a malas actos en contra de los hermanos menores.
·         Celos juveniles: son presentes en relaciones juveniles en la adolescencia, a donde un adolescente empieza a buscar su pareja y cuando otro ya la ha conseguido tiene celos de esta persona al tener lo que él desea; por ejemplo un chico se enamora de una chica, pero a esta la coteja otro chico lo que despierta la rabia y celos del primer chico.
·         Celos amorosos: es el más común de todos, y al que la mayoría lo asocia, muchos filósofos, científicos, religiosos, grandes eruditos y neurólogos defienden la teoría de que "celos" es la envidia y el egoísmo de una persona atraída al sexo opuesto que está siendo pretendida por otro individuo de su mismo género, es decir celos es: hombre enamorado + mujer + otro hombre enamorado de la misma mujer = celos, o viceversa, mujer enmorada + hombre + otra mujer enamorada del mismo hombre = celos. Muchos concuerdan que los celos de los varones son más grandes que los de las mujeres, ya que su cerebro tiene más amplia la hipófisis, que controla este sentimiento, y la testosterona hace que su instinto de procreación y de protección hacia sus hembras lo hagan perder más fácilmente la cordura, e ingresar a los celos.
TIPS PARA COMBATIRLOS

1

Identifica la causa. Analizar aquello que te causa celos es el primer paso que tienes que dar para combatir estas emociones negativas. Poder pensar en las posibles causas te ayudará a aclarar un poco las cosas antes de hundirte en “escenas de celos” innecesarias.

2

Pon en alza tu autoestima. Tu propia inseguridad y sentimientos negativos sin resolver son a menudo las razones para sentir celos hacia otra persona. Por ello, es necesario que ejercites tu auto-confianza para superar tus propios problemas. Empieza a creer en ti mismo y funda la pareja que deseas tener. Siéntete una persona digna para recibir y dar amor. No aceptes agresiones físicas ni verbales “a cambio” de intervalos de amor.

3

Fomenta una buena comunicación. La percepción suele ser traicionera y jugarte malas pasadas. Por ello, en vez de interpretar la realidad y extraer tus propias conjeturas o formular hipótesis erróneas, dialoga con tu pareja. Enfréntate a la situación real: pregunta y resuelve las sospechas. Anímate y no dejes que los celos te dejen caer en su trampa.

4

Demuestra que eres confiable. La confianza mutua es imprescindible para el buen funcionamiento de una relación. “Tu pareja es fiel hasta que se pruebe lo contrario”. Es importante que así sea, ya que tener el valor de obsequiarle a alguien tu confianza, es como entregar tu corazón en sus manos. Sin dudas es la forma más honesta de demostrar que se puede confiar en ti.

5

Solicita opiniones objetivas. Con frecuencia la perspectiva de una persona neutral puede ser de utilidad a la hora de entender si los celos son justificados o no. Prueba acudir a aquellas personas que no duden en ser honestas contigo.

6

Establece los límites. Es vital que cada miembro de la pareja pueda sentir la libertad de ser uno mismo. Cada uno debe elegir al otro por como es y no intentar cambiarlo, siempre y cuando se respeten los límites, acordados, que no se deberían traspasar en la pareja para evitar lastimarse. No aceptes situaciones indeseadas para “retener” a tu pareja. Tarde o temprano lo utilizarás en contra de ambos.

7

Nutre tu vida social. Es frecuente que en los primeros tiempos de la relación, tanto tú como tu pareja sólo deseen disfrutar de la intimidad. Sin embargo, para evitar celos posesivos será necesario que tengan una agradable vida social tanto individual como en pareja. Si bien tu amado es una persona muy importante en tu vida, no es la única. Aprende a disfrutar cada uno de sus espacios y de la gente que los compone. Recuerda que siempre será preferible una buena calidad de tiempo de encuentro, que una cantidad de horas vacías.

Importante

• Los celos pueden convertirse en una amenaza para quien los padece y para quien los soporta, pudiendo volverse patológicos. No dejes que ello te suceda y en el caso de que la situación se escape de tus manos, no dudes en consultar con un especialista.

Somos Seres Sociales: @pieladentro @hosscox
Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

Viernes el lado Oscuro de la independencia y sus heroes

Viernes oscuro: Embarazo Adolescente